Nosotros

Taninul

Nosotros

Su anfitrión en la Huasteca Potosina

Desde su fundación, el hotel Taninul estuvo concebido para ofrecer el máximo confort por su estratégica ubicación, en el corazón de la Reserva Natural “Sierra Abra de Tanchipa”, junto al manantial de aguas termales que se abastece una de sus albercas.

Las más de 300 hectáreas de la propiedad le proveen del aire más puro de la región y de instalaciones con amplios jardines donde podrá ejercitar su cuerpo o relajarse recibiendo un masaje al aire libre, después de una sesión en el temazcal y arrullado por el aire del atardecer.

Si de trabajar se trata, el Hotel Taninul cuenta con la infraestructura suficiente para organizar una reunión de trabajo desde 10 a 800 personas, o un evento social destinado a ser memorable.


                                                                  

 

Los orígenes

La carretera México-Laredo, inaugurada en 1936 fue la primera que unió el sur de los Estados Unidos de Norteamérica, con la ciudad de México, de ahí la gran promoción que recibió, especialmente en los estados del sur de Norteamérica. Pocos años después, la apertura de la carretera Valles-Tampico, motivó la construcción del Hotel Taninul, por iniciativa del General Gonzalo N. Santos, en un terreno de propiedad de 300 hectáreas y donde se encuentra hasta la actualidad un manantial de aguas sulfurosas.  Situado en una porción de sierra Abra-Tanchipa, Taninul significa “Dónde nace el agua”, al lado de una gran gruta que, por cierto, fue habilitada como lugar para grandes eventos.

El Taninul inició una nueva época de desarrollo al ser adquirido en 1986 por el Sindicato Nacional de Azucareros, quien le devolvió el esplendor original al hotel, para ofrecer al visitante los servicios con los que cuenta hasta la actualidad. Hoy, La Huasteca Potosina se destaca por ser uno de los destinos para vacacionar más importantes de la República Mexicana.


Importantes personalidades

Dada la relevancia política de su fundador, el Gral. Gonzalo N. Santos, desde su inauguración el Hotel Taninul se convirtió en un punto de referencia de interesantes personalidades.

Existen datos de por lo menos doce presidentes de la República Mexicana, así como once gobernadores del Estado de San Luis Potosí, que visitaron alguna vez o se hospedaron en el Taninul.

El libro de visitantes distinguidos de Taninul (forrados de fina piel) incluye firmas de personajes como Paulette Goddard (1949), Lauren Bacall (1952), Burt Lancaster(1954).

También artistas mexicanos como María Félix (1958), Jorge Negrete (1958) Mario Moreno Cantinflas (1960), así como de distintos embajadores de Estados Unidos y de otros países.


Simplemente natural

El hotel está situado de manera estratégica, junto a un manantial de agua sulfurosa, ideal para tomar baño terapéutico. Una de las dos albercas de este hotel se forma a partir de este manantial que además, provee de un barro natural que ofrece grandes beneficios a la piel.